rss search

Miserables

line

La actitud del equipo millonario en su visita a Lanús y perder por 5 a 1, no deja otro dato o que ser un conjunto de jugadores que mostraron cero valentía para obtener un triunfo que le diera las chances para continuar por el título.
Las palabras del técnico, pidiendo perdón al público de River y a su modo destacando la valentía de los jugadores, es una pobre opinión para no hacer auto critica y reconocer el cierre de una etapa con la mayoría de los jugadores, no aptos para el club y vestir los colores de una más que centenaria camiseta.

Claro que se puede tener una noche pésima en cuanto a juego de equipo, distinto es no poner ninguna voluntad para revertir el resultado y ser muy timorato en la reacción y quedar desnudo frente a una realidad, en donde y en honor a la verdad el equipo nunca dio vuelta nada, lo hicieron individualidades y el campeonato se perdió mucho antes. Al estar las posibilidades para revertir y seguir sumando las esperanzas seguían con alientos y fe.

El resultado del 5 a 1 demuestra lo lejos que un cuadro de fútbol debe estar a la altura de sus circunstancias en la pelea final por el cierre del canpeonato. No se puede entender como se dejó humillar por un rival que le cerró todos los caminos desde el minuto inicial con un gol ilícito, con empate sorpresivo y después con el desbarranco.  Una defensa totalmente perdida, un medio campo que hace agua por todos los costados, delanteros lejos del circuito de juego y carente de mejorar su postura.

Deberá trabajar mucho el cuerpo técnico para alejarse de la noche del domingo 16 de junio y superar una derrota que calartá muy hondo en su soberbia y falta de manejo en sus comentarios a la prensa. Por cuanto y durante la semana, se llena la boca al hablar de lo bien que se encuentran sus jugadores, de la importancia de salir a ganar y traer a Nuñez los 3 puntos. De las ganas de los jugadores por tener un partido definitorio, donde el empate no está en sus cálculos y bla bla bla, que resultó de todo lo pregonado?.

Resta un partido como local ante San Martín de San Juan, equipo que se juega permanecer en primera categoría, el recibimiento el próximo domingo por parte de la hinchada y socio de River dará pauta de como se asimila una goleada y lo mas paradójico, los años que suma la persona como técnico trae más calma, experiencia.
Trae otra forma de actuar en partidos trascendentes, claves para conseguir objetivos,  no engañar solo con chicanas  oral al rival,  ni al público,  estar seguro de como lograr resultados de  importancia, en madurar y ser mesurado en el hablar. Todo esto se va por la borda, cuando únicamente se pide disculpa ante lo sucedido.

Bs As 17 jun 2103


Calculadora de Dieta